domingo, 18 de noviembre de 2012



Drácula

Si alguien me pregunta por el día de  31 de Octubre, lo primero que me  viene a la cabeza es la tradicional fiesta de Halloween, en la cual se celebra el día de los muertos. En este acontecimiento, que cada vez se hace más y más habitual entre nosotros,  niños, jóvenes o adultos, para celebrar esta tradición, se esconden tras  todo tipo de  disfraces  intentando parecerse al máximo a un muerto viviente.
 La gran variedad de disfraces que se usan para este acontecimiento es abundante. Se pueden encontrar  disfraces relacionados con la ciencia, como los de médicos locos, zombies, y hasta del increíble Hulk. También los hay relacionados con las leyendas más o menos históricas como los de  brujas y piratas.
Sin embargo uno de los disfraces más comunes entre nosotros y que todo el mundo conoce es el disfraz de vampiro. Si un día  hiciéramos una encuesta a todos los fanáticos de este día tan célebre preguntándoles algo tan simple como a qué personaje  alude este disfraz, seguro que la mayoría de los entrevistados contestarían que al famoso conde Drácula, pero ¿sabrían algunos de ellos decir de dónde proviene ese mito y cuál es la historia de dicho personaje?
La tan llamativa historia literaria, cuyo personaje principal es el tan famoso vampiro chupa sangre conocido como el conde Drácula, está basada en la vida de un personaje histórico llamado Vlad Tepes que fue el príncipe de Valaquia, territorio de la actual Rumania, donde es considerado como un héroe para la patria rumana. El apodo “Tepes” se debe a su modo de torturar y de aniquilar a sus enemigos turcos en el momento en que Vlad se estaba oponiendo  al Imperio Otomano, el cual intentaba invadir Rumania. Gracias a su valentía y a su modo de imponer el  miedo consiguió evitar la derrota. Vlad imponía un modo cruel de tortura a todo aquel que le fuera infiel. Uno de sus métodos consistía, ni más ni menos, que en  introducir una estaca por el recto para empalarlos y producirles una muerte lenta y dolorosa, que llegaba a durar dos o tres días. Sin embargo, más tarde, sus soldados se lo  entregaron a sus enemigos turcos.
Este personaje sirvió de referencia al autor Bram Stoker para su novela basada en la historia de Drácula. Fusionando ficción y realidad, su autor hizo que la mayoría de las personas tengan una idea equivocaba sobre Vlad Tepes, aunque creara una novela inmortal.
IRINEL MICU MIC (B1IH)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada